Vamos a ver, que tiene que haber una forma de aclararlo.

El origen de la dificultad ortográfica que plantean estas dos expresiones es que se pronuncian igual y por lo tanto debemos diferenciarlas en la escritura. Por eso nos vamos a centrar en explicar cuándo se emplea cada una de ellas.

 

A VER

A ver es la combinación de la preposición a y el infinitivo del verbo ver. Sus usos más frecuentes son:

1. Cuando el verbo ver conserva su significado y se puede cambiar por un sinónimo: mirar, observar, contemplar, visitar, examinar, descubrir

– Iremos a ver a Luisa a su casa. → Iremos a visitar a Luisa a su casa.

– Mañana saldremos a ver la puesta de sol. → Mañana saldremos a contemplar la puesta de sol.

– ¡Eh, chicos, venid a ver lo que he encontrado! → ¡Eh, chicos, venid a observar lo que he encontrado!

2. Cuando el verbo ver pierde su significado y se integra en una expresión fija. Hay varias posibilidades:

a) Para llamar la atención de quien nos escucha:

A ver, Rubén, ponte más a la derecha.

b) Para afirmar de forma tajante o expresar resignación:

– Siempre ganan los mismos, tendremos que conformarnos… ¡A ver!

c) En la construcción a ver + qué / + cómo / + quién / + dónde / + cuándo / + por qué…, que en la mayoría de los casos se puede cambiar por la forma veamos.

– ¿A ver qué traes ahí? → Veamos qué traes ahí.
A ver cómo te portas → Veamos cómo te portas.

d) En la construcción a ver si para expresar:

– Órdenes: A ver si trabajamos un poquito más.
– Temor: Ten cuidado, a ver si lo rompes.
– Sospecha: ¿A ver si al final el asesino no fue el mayordomo?
– Reto: Vamos a ver si te atreves.

 

HABER

Haber puede ser un nombre o un verbo.
Sus usos más frecuentes son:

1. Como nombre, haber significa “hacienda, caudal, conjunto de bienes y derechos pertenecientes a una persona natural o jurídica”, y admite la forma en plural, haberes, equivalente a sueldo:

– El equipo tiene en su haber siete copas de campeón.
– La liquidación de haberes de este mes se hará el día 29.

2. Con valor de verbo, puede aparecer como:

a) auxiliar del infinitivo compuesto. En este caso siempre aparece seguido de un participio:

– Si no ibais a venir, haber dicho que no podíais.
– Tendríamos que haber avisado antes de entrar.

 

b) infinitivo que equivale a “estar realmente en alguna parte, hallarse o existir real o figuradamente”:

– Debía de haber doscientas o trescientas personas allí.
– Tened cuidado que puede haber atascos en la carretera.

 

CUADRO RESUMEN


 


Imágenes a partir de ilustraciones de Mónica Roig.
 

Comentarios (5)

  1. Fantástica aclaración!
    A VER si seguís colgando más entradas en
    este blog, que tiene una pinta estupenda!

    Por cierto, no son siete copas, son trece!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos marcados con * son obligatorios.

La dirección de correo electrónico solamente será utilizada para responder a tu comentario.